Los alumnos de secundaria inician nueva etapa en la que prueban una metodología de aprendizaje basado en proyectos interdisciplinares orientado hacia el servicio, que hace del alumno el protagonista de su aprendizaje y le permite el desarrollo de las competencias necesarias para generar un cambio en el mundo real. Seguro que sacarán el máximo provecho de todas las oportunidades que les brindará el colegio.